jueves, 14 de marzo de 2013

Pink Floyd - MORE


1. Cirrus Minor (5:18)
2. The Nile Song (3:27)
3. Crying Song (3:34)
4. Up the Khyber (2:13)
5. Green Is the Colour (2:58)
6. Cymbaline (4:49)
7. Party Sequence (1:07)
8. Main Theme (5:31)
9. Ibiza Bar (3:16)
10. More Blues (2:12)
11. Quicksilver (7:10)
12. A Spanish Piece (1:05)
13. Dramatic Theme (2:16)

El álbum Music from the Film More (1969), también conocido simplemente como More, es una obra clave  para entender cómo se produjo la evolución desde la psicodelia al rock progresivo, con la banda Pink Floyd como conejillo de indias al quedar descabezada tras la marcha de su fundador Syd Barrett. Se trata de la banda sonora -grabada a todo trapo en Abbey Road- de la película del mismo título que dirigiese Barbet Schroeder como debut en su carrera cinematográfica.

Imagen del libreto del CD.

La película es un desfase psicotrópico sobre un universitario alemán que viaja a Ibiza al finalizar sus estudios para meterse en un follón con drogas de todo tipo y acabar bastante mal. Es el tipo de cine generacional que hacían los directores auteurs de entonces, y este carácter coyuntural viene marcado por la utilización de potentes piezas musicales de uno de los grupos de moda. Es cierto que, si bien Pink Floyd era una formación ya bastante celebrada, todavía no poseía ese aura semidivina que alcanzó en los setenta, y todavía nos encontramos aquí con un grupo cargado de talento que no termina de saber cómo focalizarlo. De ahí que los temas de la película de Schroeder resulten tan dispares que el álbum More resulte una obra complicada de valorar como conjunto. 

Una imagen del libreto del CD, con un fotograma de la película.

Contiene tanto algunas piezas de rock bastante duras (The Nile Song, por ejemplo) como piezas instrumentales algo extravagantes (Party Sequence y sus percusiones, A Spanish Piece y su toque aflamencado, el Main Theme y sus notas de sintetizador, la marciana Quicksilver...) y algunos temas en los que entrevemos la elegante y pausada brillantez de los Floyd por venir (Cirrus Minor y sus pajarillos, y sobre todo la imprescindible Cymbaline).

Secuencia original de la película en la que se escucha Cymbaline.

David Gilmour funciona como vocalista en los temas más rockeros e inconfundible guitarrista principal, y aunque en estos momentos -en teoría- no existen fracturas de importancia entre los miembros de la banda, es cierto que podemos destacar la influencia creciente de Roger Waters, principal responsable de la deriva de Pink Floyd hacia la languidez cósmica de la "canción progresiva", aun manteniendo algunos atisbos del fuerte tirón inicial que supuso la mente calenturienta de Barrett con su personal mezcla de blues y psicodelia. Waters aporta a More varios temas vocales muy melódicos que rebosan placidez e inspiración (Green Is the Colour y su flauta son impagables). De todos modos, los demás miembros encuentran también su sitio: Rick Wright se luce con sus fondos de teclado galácticos y sus experimentos sonoros; y Nick Mason con unas percusiones que van más allá de una simple batería bien utilizada (escúchese esa especie de diálogo que mantienen Mason y Wright en la rarísima Up the Khyber). 

Contraportada del vinilo.

Se trata, por tanto, de una obra tan variada como irregular a la que el paso de los años ha beneficiado brutalmente. Es muy difícil escuchar una obra musical de tan alta calidad que, al mismo tiempo, resulte tan fascinante como testimonio de aquella época de jóvenes socialmente liberados, hippies revolucionarios y aventuras lisérgicas convertidas en productos mainstream. Personalmente, y aun queriendo hacer de este análisis una recomendación, pienso que merece más atención como obra de culto que como clásico imprescindible. Cerramos con Green Is the Colour y Quicksilver.


2 comentarios:

Antonio Izquierdo dijo...

fascinante y mítico disco de culto
El análisis y comentarios del disco que nos regalas son excelentes. Enhorabuena.

Santos Irreverentes dijo...

Como por desgracia, suele ser habitual, la música está por encima de la película. Al igual que Zabriskie a Point, o La Valleé ( Obscured By Clouds): Películas que envejecen de pena, música que transmiten más que una imágenes, en cierto punto, grotescas y anacrónicas.

Un abrazo

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...